Entradas

Subdelegación se compromete a facilitar la cobertura informativa de la llegada de inmigrantes al puerto de Málaga

Representantes en Málaga del Colegio de Periodistas de Andalucía (CPPA), junto a miembros de la Asociación de la Prensa de Málaga (APM) y el Sindicato de Periodistas de Andalucía (SPA) han mantenido una reunión con la subdelegada del Gobierno en Málaga, María Gámez, para llegar a un acuerdo que facilite la cobertura informativa de la llegada de inmigrantes en patera al puerto de Málaga, tras las quejas remitidas por los profesionales a las organizaciones de periodistas por las dificultades que están encontrando para desarrollar su trabajo en la zona.  

En la reunión, calificada por todas las partes de positiva, la subdelegada se ha comprometido a desbloquear esta situación que se remonta a 2016, facilitando un espacio fijo en la zona portuaria para que los periodistas acreditados puedan trabajar sin dificultad y sin interferir en el trabajo que desempeñan las organizaciones humanitarias, sanitarias ni de las fuerzas de seguridad. También se ha solicitado facilidades de acceso al Puerto de Málaga y que se designe a una autoridad competente a la que los medios de comunicación puedan dirigirse, peticiones que la Subdelegación se ha comprometido a estudiar.

A la cita han asistido el vicepresidente de la Demarcación Territorial en Málaga del Colegio de Periodistas de Andalucía , Carlos Pérez Ariza y el vocal, Ñito Salas (ambos miembros de la directiva de la Asociación de la Prensa de Málaga), además de los representantes del Sindicato de Periodistas de Andalucía, Sergio Rodríguez y Javier Díez Muriana y el jefe de Prensa de la Subdelegación del Gobierno, Antonio Jiménez.

Desde el CPPA en Málaga recuerdan que la reunión se produce a petición de Colegio y la Asociación, después de recibir la denuncia de varios reporteros gráficos por el trato recibido en la última cobertura informativa en la madrugada del 9 de julio. Según denunciaron, un guardia civil les situó tras unos contenedores y junto a unos urinarios -una zona poco digna para realizar su trabajo- desde donde, además, no podían tomar imágenes dados los 15 metros de distancia y el obstáculo que estos habitáculos suponían, imposibilitando la ya de por sí penosa tarea de cubrir a nivel informativo la llegada de migrantes en patera.

La Junta de Gobierno del Colegio Profesional de Periodistas de Andalucía ha expresado su apoyo a las gestiones realizadas por la demarcación de Málaga para resolver esta situación. Al tiempo, recuerda que en las recientes jornadas ‘Inmigración y Medios de Comunicación’ organizadas por el CPPA (Cádiz 3 y 4 de julio) quedó patente que para mejorar la calidad de las informaciones relacionadas con el fenómeno migratorio, es necesario que todas las partes trabajen de forma coordinada.